blog banner

Sanidad prepara un canal de WhatsApp para reducir recelos hacia las vacunas contra la covid

Sanidad prepara un canal de WhatsApp para reducir recelos hacia las vacunas contra la covid

Aunque en las últimas semanas se ha reducido el número de recelosos, el porcentaje que desconfía de las vacunas contra la covid sigue siendo alto: un 28%, según el CIS de noviembre. Para mitigar esas reticencias y, más en general, para resolver dudas para toda la población, el Ministerio de Sanidad está preparando un canal interactivo de WhatsApp. Un chatbot, como se suele denominar a estos programas preparados para responder a cuestiones en lenguaje natural, disponible para atender las consultas de la gente.“Desarrollar un chatbot a través de WhatsApp u otras aplicaciones en las que la ciudadanía pueda plantear sus dudas a la Administración”, plantea explícitamente Sanidad en su estrategia de vacunación. El plan gubernamental para comunicar la campaña de inmunización cuenta con dos patas, personal sanitario y población general, y eso supone que la intención es crear también dos canales de WhatsApp distintos. Un canal específico para sanitarios con contenidos más técnicos para satisfacer dudas concretas y cuestiones médicas que se plantearán en el día a día de los centros de vacunación. Y otro, en parte orientado a limar recelos, abierto a toda la población.Además, la intención del Gobierno es analizar “las preguntas planteadas en este chatbot con el fin de valorar el entendimiento de los materiales elaborados”. “Lo ideal es analizar a posteriori cuáles fueron las principales dudas”, explica Josep Lobera, sociólogo que forma parte del grupo de trabajo de esta estrategia de comunicación. Desde el Ministerio de Sanidad, una fuente señala que ya “se está trabajando en los contenidos: en preguntas y respuestas, infografías, etc. y esperamos que pueda estar listo próximamente”.La intención es analizar “las preguntas planteadas en este chatbot con el fin de valorar el entendimiento de los materiales”¿Pretende convencer de algún modo a los reticentes? “No, se limitará a responder dudas, pero que exista ese puente de comunicación ya es un mensaje”, explica Lobera, profesor de la Universidad Autónoma de Madrid especializado en percepción social de la ciencia. “No solo estás dando la información, hay un metamensaje que implica que no hay una autoridad que te dice lo que hacer y no te escucha. Baja a tu nivel y eso en sí ya es una estrategia”, añade.Lobera insiste en que es importante no estigmatizar a la gente que tiene dudas. “Es la primera vía para no perderlos”, asegura, “porque muchas personas no tienen una decisión cerrada”. “Al escucharles, legitimas que puedan tener dudas y ofreces información de calidad, contrastada, de fuentes autorizadas”, apunta.El 28 de diciembre, Carolina Darias, ministra de Política Territorial, anunció el lanzamiento de la web vacunacovid.gob.es, diseñada específicamente para resolver las dudas sobre el proceso de vacunación “que pretende seguir profundizando en la pedagogía para seguir creando la cultura de ‘yo me vacuno seguro, con todas las respuestas que necesito”.Dudas y experimentosEn la estrategia que Sanidad ha diseñado para la vacunación contra la covid hay un apartado importante dedicado a la comunicación. En parte, para dar respuesta al importante segmento de la población que viene manifestando sus dudas y reticencias hacia las vacunas desde la primavera. En noviembre, prácticamente la mitad de los españoles aseguraba que no estaba dispuesto a vacunarse “inmediatamente”: el 47%, según el CIS. Un porcentaje que ha caído hasta el 28% del último barómetro. Por lo general, una buena parte de los recelos se centran en la seguridad de estos fármacos y la velocidad con la que se habían desarrollado. En el estudio Cosmo-Spain, impulsado por la Organización Mundial de la Salud, el 52% de los ciudadanos que no se vacunarían ya argumentaba que se “pondría una segunda o tercera, no la primera” y que “puede tener riesgos” para su salud (48%). Dudas “legítimas”, señalan los expertos, que se van resolviendo o atenuando a medida que avanza sin sobresaltos el proceso de inmunización.Hace unos días, un grupo de investigadores franceses publicaba un estudio provisional, no revisado aún por otros científicos, en el que se probaba la eficacia de un chatbot para reducir estos recelos. Este equipo de la Escuela Normal Superior de París puso a varios grupos de ciudadanos a conversar y plantear sus dudas a un programa de este tipo (aquí, en francés) y obtuvieron unos resultados prometedores. Interactuar durante unos minutos con el robot aumentó un 37% el número de personas que manifestaban intención de vacunarse y redujo un 20% la proporción de quienes se negaban a hacerlo. Un detalle importante: esas conversaciones no generaron el conocido como efecto backfire, o tiro por la culata, por el que tratar de convencerles podría provocar que se aferraran más a sus ideas previas.Puedes escribirnos a javier@esmateria.com o seguir a MATERIA en Facebook, Twitter, Instagram o suscribirte aquí a nuestra Newsletter.Información sobre el coronavirus- Aquí puede seguir la última hora sobre la evolución de la pandemia- Así evoluciona la curva del coronavirus en España y en cada autonomía- Descárguese la aplicación de rastreo para España- Guía de actuación ante la enfermedad


Source link

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *



error: Content is protected !!